CONSUMIBLES

  • -

La migraña en el embarazo

El 80% de las mujeres que sufren de dolores de cabeza están entre edades de 20 a 60 años, por lo que se encuentran en la etapa ideal para la gestación. Esto sugiere que las hormonas sexuales ováricas juegan un papel significativo en la patogénesis de la migraña, lo que incrementa la probabilidad de que las pacientes embarazadas sean enviadas con un neurólogo.

Las pacientes embarazadas con algún tipo de dolor de cabeza pueden ser categorizadas como:
1. La paciente tiene un trastorno de cefalea primario conocido y ahora se presenta con su típico dolor de cabeza.
2. La paciente tiene un trastorno de cefalea primario conocido y ahora presenta un dolor de cabeza que es diferente en la frecuencia, intensidad o calidad de su típico dolor de cabeza.
3. La paciente no tiene un trastorno de cefalea primario conocido y se presenta con dolor de cabeza por primera vez durante el embarazo.

De los escenarios presentados anteriormente el primero es benigno en comparación con el segundo y el tercero, a pesar de que las migrañas se sabe que cambian de carácter durante el embarazo y algunas mujeres desarrollarán dolor de cabeza por primera vez durante el embarazo.

Un estudio menciona que los episodios de migraña mejoran durante el embarazo en el 55 al 90% de los casos es un sentido común y por lo general ocurre en las mujeres con migrañas no aura. La migraña relacionada con la menstruación muestra la mayor mejora durante el embarazo, especialmente la migraña estrictamente menstrual1.

La fisiopatología de las cefaleas de migraña es poco conocida, y ninguna teoría explica completamente las distintas presentaciones de la migraña, así como las diferentes sintomatologías. Sin embargo, existe cierto consenso acerca de los diversos neurotransmisores y estructuras cerebrales neuroanatómicas implicadas donde ocurre la patología de la migraña incluyen las vías del dolor del trigémino, 10,18-24 núcleos del tronco cerebral, incluyendo el locus ceruleus y los núcleos del rafe dorsal, 24-29 la vasculatura cerebral, 22-24,28-32 el tálamo, 10,19, 20,33 y la corteza sensorial primaria.8,9,19.

La cuestión más importante es evaluar correctamente la gravedad del problema y la causa. Las condiciones que causan dolores de cabeza secundarios durante el embarazo pueden poner en peligro la vida, y el dolor de cabeza es a menudo el síntoma inicial de presentación. El médico tratante debe tener un alto índice de sospecha y debe iniciar un estudio exhaustivo de manera oportuna. El tratamiento debe dirigirse entonces hacia la causa del dolor de cabeza.

Por otra parte si usted se encuentra embarazada sin necesidad de medicamentos peligrosos que puedan perjudicar a su bebé podría utilizar CEFALY tal y como lo hacen estas mujeres: http://www.cefaly.us/blog/category/pregnant-with-migraines pero siempre consultando sin falta a su médico especialista.

Bibliografía
1.- Melhado, Eliana, Maciel Jr, Jayme A., & Guerreiro, Carlos A.M.. (2005). Headaches during pregnancy in women with a prior history of menstrual headaches. Arquivos de Neuro-Psiquiatria, 63(4), 934-940.


  • -

Congresos y eventos

26  y  27 de Mayo
3er. Taller Teórico-Práctico de Mecánica Ventricular y Técnicas Avanzadas
1er Simposio de Cardio-Oncología.
Ciudad de México, México.
Auditorio del Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición Salvador Zubirán

 

25,  26  y  27 de Mayo
1er Congreso Nacional  “Temas Selectos de Neurocirugía”
Acapulco, Gro.
Hotel PRINCESS

 

01 al 03 de Junio
2do Encuentro Regional de Cardiología
ANCAM
Aguascalientes, Ags.

 

03 al 05 de Agosto
XXVI Congreso Asociación Nacional de Cardiólogos del Centro Médico la Raza A.C.
Ciudad de México, México.

 

07 al 09 de Septiembre
3er Encuentro Regional de Cardiología
ANCAM
Campeche, Camp.

 

21 al 23 de Septiembre
XIX Curso de Cardiología y Medicina Interna – Visión Dual
Ciudad de México, México.
Instituto Nacional de Ciencias Médicas y Nutrición Salvador Zubirán


  • -

Las Mujeres y la Migraña

La migraña puede afectar tanto a hombres como a mujeres, sin embargo se da en mayor frecuencia en las mujeres sustancialmente después de la pubertad, debido a ciertos cambios hormonales que se presentan durante esta etapa y se mantienen en la edad adulta, pueden ser factores desencadenantes o determinar los ataques migrañosos en la mujer. Se relaciona que el 60% de las mujeres que padece de migraña, se relaciona con su ciclo menstrual, padeciendo de síndrome premenstrual o durante el mismo ciclo, esto debido a que los niveles de estrógenos fluctúan  durante todo el ciclo, y las cefaleas se dan más común mente con la caída de los niveles de estrógenos, pero solo el 10% de las mujeres sufren de cefaleas solo durante su ciclo, por lo que las hormonas solo son un factor más desencadenante de crisis migrañosas.

Los triptanos se utilizan como tratamiento de primera línea para los episodios agudos y crónicos de migraña relacionada con la menstruación, al igual que los AINE (Anti Inflamatorios No Esteroideos) de primera línea para cefaleas menores de 15 días. Pero el costo de los medicamentos en crisis agudas y repetitivas, va siendo considerable para el bolsillo de las usuarias, así como la resistencia farmacológica que se puede generar y provocar una crisis de rebote, por lo que la OMS (Organización Mundial de la Salud) la considera como una enfermedad incapacitante.

Se puede iniciar terapia preventiva o en el momento de la crisis, los AINE se pueden usar de 5 a 7 días cercanos al periodo para ayudar a reducir las crisis y reducir los dolores menstruales.

La estabilización de las hormonas puede ayudar a reducir las migrañas, previa supervisión de un médico para valorar requerimiento, en esta técnica se pude incluir un parche de estrógenos, píldoras durante el periodo o la utilización de anticonceptivos orales indefinidamente si la paciente así lo desea. Así como los triptanos tomados diariamente cerca al periodo menstrual, pero esto incluye un riesgo a generar farmacoresistencia además del elevado costo, de ser necesario es ideal un tratamiento preventivo si el dolor continua persistentemente.

El embarazo también afecta la migraña. En algunas mujeres los ataques desaparecen completamente, ocurren con menos frecuencia o son más leves durante el embarazo en tanto en otras los ataques empeoran o permanecen igual.

Cuando las mujeres se acercan a la menopausia, los niveles de estrógeno pueden fluctuar más y desencadenar un aumento en las migrañas. Las mujeres que llegan a la menopausia natural pueden tener menos problemas con las cefaleas que las mujeres que han tenido histerectomía. La estrogenoterapia continua sin días de descanso ayuda a reducir la migraña a muchas mujeres.

El uso de terapia hormonal de remplazo, debe ser analizada detenidamente, así como factores asociados como el tabaquismo, hipertensión arterial y diabetes mellitus, pues el uso de terapia hormonal puede incrementar el riesgo de serias consecuencias médicas, por lo que se debe valorar cada aspecto con su médico para ver riesgos y beneficios.

 

  1. National headache foundation.
  2. Organización Mundial de la Salud.

 


  • -

Cefaleas: (Consideraciones Generales)

Se trata de uno de los motivos de consulta más frecuentes, la cefalea es generalmente un síntoma benigno, y sólo ocasionalmente es manifestación de una enfermedad seria, como meningitis, hemorragia subaracnoidea, tumores o arteritis de la temporal. El primer objetivo ante un paciente con cefalea es descartar estas patologías. En el diagnóstico, hay que tener en cuenta la edad, el sexo y la ocupación laboral del paciente, la edad de comienzo de los síntomas, antecedentes personales y familiares, frecuencia de los episodios, intensidad, duración, modo de instauración, cualidad del dolor, localización, factores moduladores, síntomas generales y neurológicos asociados, hábitos tóxicos y consumo de fármacos.

Los criterios de gravedad de una cefalea son:
– Cefalea intensa de comienzo súbito
– Empeoramiento reciente de una cefalea crónica
– Cefalea de frecuencia y/o intensidad creciente
– Localización unilateral, siempre en el mismo lado (excepto cefalea en racimos, hemicránea paroxística o continua, neuralgia occipital, del trigémino y otras cefaleas primarias unilaterales)
– Alteración psíquica progresiva
– Crisis epiléptica
– Alteración neurológica focal
– Papiledema
– Fiebre
– Náuseas y vómitos no explicables por una cefalea primaria, ni por una enfermedad sistémica
– Presencia de signos meníngeos
– Cefalea precipitada por esfuerzo físico, tos o cambio postural

Cefaleas primarias:
– Migraña
– Cefalea tensional
– Cefalea en racimos y otras cefalalgias trigémino-autonómicas
– Otras cefaleas primarias

Cefaleas secundarias:
– Atribuidas a traumatismo craneal o cervical, trastorno vascular craneal o cervical, trastorno intracraneal no vascular, a una sustancia o a su supresión, infección, trastorno de la homeostasis, atribuido a estructuras faciales o craneales, o a trastornos psiquiátrico.
Neuralgias craneales, dolor facial central y primario y otras cefaleas:
– Neuralgia del trigémino, del glosofaríngeo, del occipital, síndrome de Tolosa-Hunt.

Nota: Sx Tolosa-Hunt: el síndrome de oftalmoplejía dolorosa es un cuadro caracterizado por dolor en región orbitaria y/o en hemicráneo, parálisis ipsilateral oculomotora, trastornos pupilares, e hipoestesia y/o hiperalgesia en la zona de inervación de la rama oftálmica del nervio trigémino y ocasionalmente de la rama maxilar superior de dicho nervio.

1. Clasificación internacional de las cefaleas (IHS, 2004)
2. Organización Mundial de la Salud
3. Manual de cirugía y medicina CTO, neurología/cefaleas.

Dr. I. Iván Ayil Jiménes


  • -

Cefalea Tensional

La cefalea tensional es el tipo de cefalea más frecuente y predomina en el sexo femenino, principalmente por los altos niveles de estrés y por los ciclos hormonales.

Se distinguen tres tipos de cefalea de tensión:

  • Episódica infrecuente
  • Episódica frecuente
  • Crónica

Como criterio diagnóstico, destacan episodios de cefalea que duren entre 30 minutos y 7 días, de calidad opresiva, intensidad leve o moderada, localización bilateral, no agravada por esfuerzos físicos o no asociada a náuseas ni vómitos.

El tratamiento farmacológico para el dolor se realiza con AINE, paracetamol o analgésicos comunes.

El tratamiento preventivo, según frecuencia, duración e intensidad de los dolores, se basa en el uso de antidepresivos tricíclicos e inhibidores selectivos de la recaptación de la serotonina.

Para realizar un buen diagnóstico clínico, se recomienda que el paciente que presente cefalalgia bilateral no incapacitante y con un examen neurológico normal, se debe diagnosticar cefalea tensional, crónica cuando se presentan episodios  de cefalea en más de 15 días al mes durante más de tres meses y cumple con el resto de criterios de cefalea tensional. Se diferencia de migraña en cuanto se cumplen los criterios de 5 ataques con duración de 4 a 72 horas, unilaterales, pulsátiles, de intensidad moderada a severa, ocasionado por la actividad física y se acompañen de náusea y/o vómito, fotofobia o fonfobia. Se puede utilizar la escala de MIDAS (Migraine Dissability Assessment Scale) la cual permite medir la discapacidad en las personas que padecen migraña, para diferenciar pacientes con cefalea episódica y pacientes con cefalea crónica.

Respecto al tratamiento farmacológico se recomienda  el uso de aspirina a dosis de 1000 mg y paracetamol 1000 mg en el tratamiento agudo de pacientes con cefalea tensional moderada a severa, se recomienda usar ibuprofeno sobre otros AINES como el ácido acetilsalicílico en el tratamiento de cefalea tensional por la menor cantidad de efectos diversos a corto plazo, se debe considerar el uso de aspirina, paracetamol, o AINES como fármacos de primera elección para el tratamiento agudo de cefalea tensional, tomando en cuenta las preferencias personales, comorbilidades y el riesgo de eventos adversos, se debe considerar utilizar amitriptilina a dosis inicial de 10 mg en el tratamiento de pacientes con cefalea tensional, tomar en cuenta que la efectividad aumenta con el tiempo de administración, y considerar la educación terapéutica de cada paciente para disminuir los días de incapacidad y la frecuencia del dolor, para mejorar la calidad de vida de los pacientes. Se sugiere referir al paciente a segundo nivel de atención cuando no responda al manejo del tratamiento profiláctico y agudo con los medicamentos disponibles.

Existe una alternativa no invasiva, no farmacológica, la cual actúa a través de neuroestimulación craneal externa, por medio de un electrodo colocado en la piel de la frente, para neuroestimular al nervio trigémino, uno de los pares craneales involucrado directamente con cefaleas y migrañas,  estimulando las ramas superiores del nervio trigémino (ramas oftálmicas) provocando un efecto sedante en el nervio, por resultado eliminación de la crisis, y de forma preventiva, en 3 meses reduce significativamente las crisis o las desaparece por completo, este dispositivo es no invasivo y reduce la ingesta de fármacos o combinaciones de los mismos, incluso hasta dejar de tomarlos de forma permanente, CEFALY es el dispositivo el cual está avalado por la FDA y COFEPRIS, contando con artículos científicos que lo respaldan, una alternativa eficaz sin consumir o reducir la ingesta de fármacos, sin efectos secundarios, está recomendado su uso desde los 8 años, hasta mujeres embarazadas.

Alternativa eficaz y económica a largo plazo, demostrado que la reducción farmacológica es notable y sin efectos adversos como en el caso de medicamentos.

 

  1. Clasificación internacional de las cefaleas (IHS, 2004)
  2. Diagnóstico y tratamiento de cefalea tensional y migraña, Guía de Práctica Clínica (GPC)
  3. Manual de cirugía y medicina CTO, neurología/cefaleas.

 

Dr. I. Iván Ayil Jiménes


  • -

Otros tipos de migraña

Otros subtipos clínicos de migrañas, aparte de la migraña con aura o migraña clásica y migraña sin aura o migraña común, son los tipos de migraña basilar, migraña hemipléjica y algunas complicaciones de la migraña.

Dentro los criterios clínicos de la migraña sin aura y con aura, podemos encontrar:

Migraña sin aura:

  • Al menos 5 episodios, cumpliendo los siguientes criterios:
  • Duración del episodio de 2 – 72 horas
  • Al menos 2 de los siguientes datos:
  • Unilateral (30-40% son bilaterales)
  • Pulsátil ( 50 % de los casos son no pulsátiles)
  • Moderada a severa
  • Agravada por el movimiento (caminar o subir escaleras)
  • Al menos un síntoma asociado
  • Náuseas o vómitos
  • Fotofobia
  • Sonofobia
  • El dolor no se atribuye a otra enfermedad

Migraña con aura:

A los criterios descritos anteriormente se añaden los siguientes:

  • Uno a más síntomas focales neurológicos transitorios (90 % visuales) antes o durante la cefalea
  • Duración del aura de 5 – 60 minutos
  • La cefalea acompaña o sigue al aura dentro de los siguientes 60 minutos
  • El dolor no se atribuye a otra enfermedad

Migraña basilar:

Los síntomas neurológicos que preceden a la cefalea son característicos de disfunción troncoencefálica: vértigo, disartria, diplopía, ataxia o síndrome confusional, persisten durante 20 – 30 minutos y se siguen de cefalea occipital pulsátil.

Migraña hemipléjica:

Se trata de una migraña con aura, que incluye hemiparesia. Puede ser familiar, si hay un pariente de primer o segundo grado con ataques idénticos, o esporádica.

Complicaciones de la migraña:

  • Migraña crónica: más de 15 episodios al mes, por un tiempo superior a los tres meses.
  • Estado de mal migrañoso: más de 72 horas de duración, a pesar del tratamiento.
  • Infarto migrañoso o migraña complicada: cuando los síntomas del aura migrañosa persisten más allá de la duración de la cefalea, y se asocian a una lesión isquémica cerebral del mismo territorio vascular, demostrado por imagen.

Tratamiento:

Para los ataques leves a moderados se recomienda el uso de AINE (anti inflamatorios no esteroideos) administrados inmediatamente después del inicio de la cefalea con frecuencia de 4 – 6 horas, con administración de antieméticos los cuales facilitan la absorción del fármaco y ayudan a las náuseas y vómitos.

En ataques moderados a graves se recomiendan triptanos, los cuales son agonistas de receptores serotoninérgicos (5HT1B Y 1D) con acción vasoconstrictora.

Y de modo preventivo (frecuencia > 2 episodios al mes), β-bloqueantes, calcioantagonistas, antidepresivos tricíclicos y agonistas de la serotonina.

  1. Clasificación internacional de las cefaleas (IHS, 2004)
  2. Diagnóstico y tratamiento de cefalea tensional y migraña, Guía de Práctica Clínica (GPC)
  3. Manual de cirugía y medicina CTO, neurología/cefaleas.
  4. Organización Mundial de la Salud (OMS)

 

Dr. I. Iván Ayil Jiménes.


  • -

El aura de la migraña

El aura es un fenómeno de origen visual, aunque no exclusivamente, que aparece horas o minutos antes del ataque. Un aura típica comprende síntomas visuales, sensitivos y/o del lenguaje que son totalmente reversibles. La migraña con aura la padecen entre 15 y un 30 % de la gente que sufre ataques de migraña.

Tipos de aura:
–    Aura visual: la más frecuente (90%), con destellos luminosos en el centro de su campo de visión, suelen ser a modos de líneas en zigzag, que se van desplazando y creciendo hacia un lado.
–    Aura sensitiva: la segunda en frecuencia (60%), suele comenzar con hormigueos en la punta de los dedos de una mano y van ascendiendo hasta el hombro para luego aparecer en la comisura de la boca y lengua.
–    Aura del lenguaje: menos frecuente, no suele aparecer como único síntoma del aura, con frecuencia acompaña a los síntomas visuales o sensitivos, suele manifestarse como una dificultad para articular las palabras o problemas para entender.
–    Aura retiniana: muy poco frecuente, es como el aura visual, pero afecta un solo ojo.
–    Aura del troncoencéfalo: muy poco frecuente, los síntomas se originan en el tronco encefálico pero no incluyen debilidad motora. Comprende síntomas visuales, sensitivos o del lenguaje, todos completamente reversibles.
–    Aura motora: muy poco frecuente, se caracteriza por una parálisis parcial o total de un lado del cuerpo y una alteración de conciencia, es efímera pero los síntomas pueden durar hasta 24 horas, se puede producir simultáneamente con otros tipos de aura.

Factores de riesgo de la migraña:
–    Alteración del patrón de sueño
–    Factores hormonales
–    Factores dietéticos
–    Esfuerzo físico
–    Estímulos fuertes
–    Cambios causados en el clima
–    Estímulos fríos, como comer un helado
–    La exposición a luces intensas
–    Olores fuertes
–    El tabaco
–    Enfermedades infecciosas
–    Medicamentos

Tratamiento:
–    Analgésicos: (paracetamol).
–    AINE: (ibuprofeno, ácido acetilsalicílico, naproxeno, ketoprofeno).
–    Derivados ergotamínicos: ergotamina y dihidroergotamina (pueden combinarse con cafeína para mejorar su absorción).
–    Triptanos: sumatriptán, zolmitriptán, rizatriptán (agonistas de la serotonina) disminuyen la dilatación de los vasos del cerebro.

1. Clasificación internacional de las cefaleas (IHS, 2004)
2. Diagnóstico y tratamiento de cefalea tensional y migraña, Guía de Práctica Clínica (GPC)
3. Manual de cirugía y medicina CTO, neurología/cefaleas.
4. Facultad de psicología de la UNAM.

Dr. I. Iván Ayil Jiménes


  • -

XXV Encuentro Internacional de Cardiología ANCCMR

En el marco del XXV Encuentro Internacional de Cardiología ANCCMR, realizado en San Luis Potosí los días 28, 29 y 30 de Julio del presente año, SIBIM se hizo presente para ofrecer la mejor tecnología en Cardiología y Rehabilitación Cardíaca.

 
Donde expertos de la materia, nacionales e internacionales compartieron experiencias e intercambiaron opiniones en favor de los recientes estudios y nuevas tecnologías en el área.

sibimsa-congreso-san-luis


  • -

Rehabilitación Cardíaca

“Conjunto de actividades necesarias para asegurar a los cardiópatas una condición física, mental y social óptima que les permita ocupar por sus propios medios un lugar tan normal como sea posible dentro del marco social”

El programa de rehabilitación cardiovascular cuenta con un equipo especializado conformado por un cardiólogo, un fisioterapeuta y profesional de la actividad física, un nutricionista, un psicólogo y una asistente técnica.

La Rehabilitación Cardíaca combina la actividad física con programas educativos sobre los factores de riesgo de la enfermedad coronaria, ayuda a las personas que tienen:

  • un ataque al corazón
  • una angioplastía o injerto de derivación de la arteria coronaria debido a enfermedad coronaria
  • una reparación o reemplazo de válvulas del corazón
  • un trasplante de corazón o de pulmón
  • angina de pecho
  • fallo cardíaco

Se ha encontrado que el ejercicio físico incrementa:

  • la vascularización colateral de las coronarias
  • el diámetro interno de las arterias coronarias
  • la eficiencia miocárdica, la lipoproteinas de alta densidad (HDL)
  • la capacidad fibrinolítica
  • el volumen de glóbulos rojos
  • la función tiroidea
  • la producción de hormona del crecimiento
  • la tolerancia al stress.

El ejercicio disminuye:

  • los niveles de triglicéridos
  • las lipoproteinas de baja densidad (LDL)
  • la tolerancia a la glucosa
  • la presión arterial tanto sistólica como diastólica
  • las arritmias cardiacas
  • el stress

Factores de Riesgo de Cardiopatía
Entre los factores de riesgo más comunes encontramos:

  1. la obesidad
  2. la hipercolesterolemia (aumento del nivel de colesterol sanguíneo por sobre los valores recomendables)
  3. la hipertensión arterial
  4. factores psíquicos
  5. edad y sexo
  6. sedentarismo
  7. herencia
  8. genética
  9. tabaquismo
  10. estrés.

  • -

Congreso Mexicano de Cardiología

Acapulco Diamante fue la sede del XXIX Congreso Mexicano de Cardiología. Donde contaron con la participación de las principales Sociedades Nacionales e Internacionales, así como los principales líderes de opinión. Cumpliendo con el objetivo principal que es la difusión del conocimiento científico cardiológico.

 

acapulco1

 

Sibimsa estuvo presente para ofrecer la más alta tecnología en equipos para Cardiología, Rehabilitación Cardíaca, Monitoreo y más…